Chupetas Shallow Water IV: Historias de Bonefish con Mosca…

diciembre 11, 2011 por  
Archivado en Fly Fishing, Notas de Pesca y Videos, Pesca

bonefish-chupetas7
Textos Diego Flores.

La tarde transcurre mientras prospecteamos un largo flat rodeado de mangle alto. Los bonefish brillan por su ausencia hace largo rato…

Bien a lo lejos el ojo entrenado de Juanka descubre estelas y el agua nerviosa de una mancha. En lo que tardamos en llegar la mancha se pierde, pero las estelas de solitarios persisten, en un flat sin calado para la lancha. Tal cual me lo describió Pablo Calvo en el foro de pesca y devolución…

Quiero bajar y el guía me reprime, – te vas a enterrar hasta los cojones argentino!!!. No le hago caso y tal cual era de preveer me entierro lindo. Pero nada grave para alguien que barreó entre tarariras toda su vida. Los bajos de Jardines de la Reina no son de arena y coral, cómodos al vadeo como los atolones de los Roques. Aquí la productividad del mangle se refleja en una espesa capa de limo orgánico, que hace el vadeo pesado y cargadito de olor. Con fibras vegetales en descomposición que obstinadamente se adhieren a la línea y pueden malograr el pez de nuestra vida. Toda esta descripción corresponde a una sobreabundancia de alimento invertebrado; las masiva presencia de rayas lo confirma. Es lógico que los mejores bones aprovechen la marea para ingresar a estos tenedor libre del caribe….

bonefish-chupetas1
A cincuenta metros un ejemplar muy bueno (le calculamos 2,5 kg) tailea sobre un extenso prado de pasto de tortuga. Casi en seco, por momentos se desplaza con medio cuerpo afuera. Camino rápido luchando contra la succión del barro, esquivando aguas vivas, mirando de no pisar ninguna raya. El bone se mueve rápido, no me gustan los tiros largos pero este pez no da otra opción. Saco casi toda la línea (cortada a 24 metros), reviso que este limpia de detritus y le empiezo a tirar. Me faltan dos metros para entrar en su cono de interés, que con agua baja se reduce considerablemente. Saco el resto de la línea, algo de backing y tiro nuevamente. Le caigo justo, va hacia la mosca y como en esas historias perfectas el bonefish toma tras seguir el patrón un par de metros con el lomo afuera – de película!!!

Todo era felicidad, con un bonefish excelente engañado en un tiro larguísimo, bajo los más elevados parámetros de la ética deportiva. Pero el sueño dura poco, en su acelerada de dragster el backing traicionero se embozala en el dedo meñique de mi mano derecha y el corte suena como un disparo de aire comprimido.

P1010093
Hay mamá, dolió como patada en el huesito dulce!!!! Hacia mucho que la pérdida de un pez no me pegaba tanto,… por minutos no hice otra cosa que hilvanar una maldición trás otra al estilo Pasman!!!!

Caliente como lava, sin mosca, sin tippet, tuve que volver a la lancha a buscar la riñonera, mientras mis compañeros preguntan que había pasado. Rehago al leader y pongo una mosca fresca…; de reojo miró otro bonefish muy bueno, hozando como un chanchito (cola afuera) al filo del mangle a más de 100 metros.

Mientras Hernán insulta enterrado hasta las verijas, yo trato de interceptar a “ese” bonefish. No importaban otros peces, era un asunto completamente personal entre ese pez y yo!!!!

Ahí empezó un desquiciante juego de las escondidas,… aparecía y desaparecía, cuando quedaba a tiro siempre había un plantín de mangle interponiéndose en el medio. Anticipando la trayectoria lo esperaba por un lado del mangle y el muy ladino retomaba su camino en forma inversa. Fue un suplicio. Me tuvo 10 minutos de los pelos, apenas llegué a hacerle dos presentaciones (de baja calidad) sin respuesta.

Como era de prever se me escapó, con toda esa impotencia de tratar de alcanzar a un pez (en su elemento) mucho más rápido que yo. Sabía que había perdido la batalla, pero igual lo seguí por 200 metros extenuantes, hasta que desapareció para siempre. Cuanta impotencia, cuanta frustración, …pero cuanto deporte!!!

bonefish-chupetas
La ansiedad me tenía como en un ataque de pánico. Había que serenarse, respirar hondo sino era imposible seguir. La adrenalina que te mete la pesca de flats no tiene nombre…

A lo lejos aparece otra colita, mínimo a 100 metros. Que voy, que no voy, me decido y tardo una eternidad arrastrando mis cuatro décadas por el turtle grass. Este nunca se fue muy lejos, y me dio tiro por largo tiempo. Saque la línea, la limpie, respire hondo y en la primer presentación se interesa y toma. Corre, corre como ningún bonefish hasta ese momento. Pero no rodea el mangle, ¡pasa directamente a través de sus raíces! Le abro el freno aún más y sigue corriendo hasta que unos 30 metros más allá da la vuelta a un plantín y se queda quieto.

Quería ese pez con toda mi alma, pero sacarlo exigía medidas extremas: pasar el equipo por debajo del mangle, dejarlo apoyado en el fondo, darle la vuelta al arbolito, meter el brazo entre las raíces y sacar la caña tomándola de la puntera. Si el pez corría y algo se trababa era rotura seguro. Tuve suerte en la maniobra,… volví a tener suerte con el manglesito más lejano y saque un bonefish excelente. La más dulce revancha del grande perdido. El más lindo y deportivo, hasta el momento…

bonefish-chupetas6
Reviso el leader, rehago el nudo y me encuentro con otro bonefish haciendo tailing a unos 100 m. Caminata pesada, la historia se repite y saco otro bone de 2 kilos largos que me lleva cada vez más lejos de la lancha y mis compañeros. La faena me había arrastrado a un flat en curva y los mangles ya no me dejaban verlos. A lo lejos solo escuchabna los gritos de reclamo de Juanka y Taru,…Diego donde estás,… volveeeeé!!!

Justo al momento de dar la vuelta aparecen otros dos bones crucerenado a 50 metros mangle adentro. Rodeado de rayas, con dos tiburoncitos limón hurgueteado la nube de sedimento que dejaba a mi paso, me sentía un tanto incómodo. Pero cojones ¡esos bonefish merecían ser pescados!!!

Cada vez más profundo en el mangle, engaño y saco otro bonefish de los buenos. En su pelea me lleva todavía más lejos de mis compañeros, una locura. Tres bones de 2,2 a 2,5 kg al hilo. El sueño del pibe se hacia realidad!!!

Abstraído en mi algaraza me golpea una ráfaga de aire fresco, doy vuelta la cara y me horrorizo al ver el cielo negro hacia el este. Hay que volver!!!! Camino medio kilómetro largo hasta donde tenían que estar mis compañeros, y no encuentro a nadie… Viene tormenta, ¿me abandonaron???

bonefish-chupetas5

Quedo parado solo, sin pensar en otra cosa que Tom Hanks en la película “Náufrago”. Fueron los 5 minutos más largos de mi estadía en Cuba: para completar el cuadro de honor solo faltaba un tiburón toro entrando con la creciente al flat y era bingo completo….

Veo la lancha, pero venían por el lado del mar, bastante lejos. Estaba demolido, pero camine los 300 metros con el corazón saltandome en el pecho, sin chistar…

Una vez en calma, y cervecita helada en mano, hice un análisis de lo sucedido. Si el primer bonefish no me cortaba, seguro volvía a la lancha por la foto y no sacaba los tres restantes. A veces la desgracia es fortuna, depende de que como y cuando la miremos….

Hasta la próxima historia de fantasmas (del flat)…

Comentarios

4 Respuestas para “Chupetas Shallow Water IV: Historias de Bonefish con Mosca…”
  1. Javier Altisench dice:

    La verdad que leo el relato y no se si… pescas mejor de lo que escribís o escribís mejor de lo que pescas… excelente el atrapante relato! y felicitaciones por los bone !
    Saludos.
    Javier.

  2. Fernando Rodriguez Mera dice:

    Diego, comparto lo que dice Javier en el comentario, y me haces acordar a la sensación de voracidad deportiva de un tiro más un tiro más, y atrás de la siguiente curva está el mejor pez…jajaja.
    BUEN AÑO.
    Fernando.

  3. Diego Flores dice:

    Javier y vos sabés que los pescadores somos medio charlatanes jajaja!!! Siendo fiel a los hechos la idea ,es ponerle pimienta para que el texto enseñe, emocione y divierta….
    Un abrazo….

  4. Diego Flores dice:

    Fernando la pimienta que te ponen estos peces es terrible. Los amo, son los más lindos para pescar del Caribe!!!! En breve sale otra historia de bones, abajo de la lluvia y todavía más extrema. Abrazos….